EL ZUMBIDO DE LOS DRONES ES MÁS MOLESTO QUE EL DE CUALQUIER OTRO VEHICULO

El sonido se parece a un ejército de abejas acercándose hacia a ti. El zumbido es la seña de que un drone se acerca, y también puede llegar a ser un suplicio. Un estudio de la NASA afirmó que este sonido es más molesto que cualquier otro vehículo aunque esté al mismo volúmen y escuchar un drone es como si de repente un coche se encontrara dos veces más cerca.

La investigación de la Agencia Espacial se realizó con drones disponibles en el mercado y 38 personas, las cuales escucharon el sonido y clasificaron el ruido en una escala que iba de nada a extremadamente molesto. Las personas que participaron en el estudio no sabían el propósito del mismo y solo se les informó que el sonido venía de un aparato descrito como “el futuro del transporte”.

Los investigadores compararon la resistencia al ruido entre los drones y otros vehículos como furgonetas y vehículos ligeros. El principal problema de los cuadricópteros, según la investigación, radicó en que estos vehículos circulan mucho más lento que los automóviles, lo que provoca que los encuestados tuvieran que soportar el sonido por más tiempo. Por otro lado, la NASA también especificó que solemos estar mucho más acostumbrados al ruido de los coches que oímos a diario mientras que la mayoría no han escuchado prácticamente nunca cómo suena un drone en funcionamiento.

Los drones son el avance tecnológico más importante en los últimos años. Muchos usuarios los utilizan para hacer impresionantes fotografías y vídeos, mientras los nuevos aviones no tripulados son cada vez más pequeños, inteligentes y accesibles.

Por otro lado, empresas como Amazon y Domino’s Pizza quieren utilizar los drones como repartidores a domicilio. En este contexto, el estudio de la NASA ha puesto de relieve uno de los aspectos que podría causar problemas a la industria de los aviones no tripulados y que podría animar a las compañías a crear aparatos con sonidos de menor intensidad.

Por su parte, la Unión Europea presentó el pasado mes de junio el proyecto Uspace, un espacio comunitario de control de tráfico aéreo automatizado para drones que no vuelen a más de 150 metros de altura. Los cuadricópteros serán cada vez más importantes en nuestra vida diaria y sus aplicaciones aumentan cada día. Si las empresas no consiguen desarrollar la tecnología para disminuir su zumbido, quizá llegue el momento en el que nuestros oídos se acostumbren al sonido de estos aviones no tripulados y se convierta en algo tan común como el ruido de un coche.

Vía: Hipertextual

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

 

SIGUENOS EN FACEBOOK